Ángeles Espinosa Yglesias Rugarcía

Fecha de nacimiento 1942
Fecha de defunción 2007 ?>

Nació en Puebla el 18 de julio de 1942, sus padres fueron doña Amparo Rugarcía y don Manuel Espinosa Yglesias. Estudió en Ciudad de México; en Brighton, Inglaterra y en Nueva York, Estados Unidos. En París realizó estudios profesionales sobre arte, museografía y restauración.

La señora Espinosa Yglesias, reconocida por su generosidad y altruismo, tuvo seis hijos: José Antonio, Manuel, Javier, Ángeles, Lucia y Roberto. Su familia fue la gran pasión de su vida.

Apoyó numerosas obras sociales, culturales y humanitarias en México, especialmente en el estado de Puebla. Presidió la Fundación Amparo, apoyando e impulsando proyectos relacionados con la educación, el desarrollo social, las artes y la conservación del patrimonio cultural mexicano. Fue fundadora y Directora General del Museo Amparo, Consejera de Teléfonos de México, miembro del Consejo Mexicano para la Filantropía, Consejera y miembro del Comité de Financiamiento y Planeación del Grupo Financiero INBURSA, y Consejera del Latin American Advisory Committee de la Universidad de Harvard, entre otros nombramientos.

Su obra cultural más significativa, a través de la Fundación Amparo, fue la creación del Museo Amparo, del cual la señora Espinosa Yglesias fue motor fundamental para su apertura en 1991. Dirigió esta institución a lo largo de dieciséis años, colocándolo como el recinto cultural más importante en la capital del estado y uno de los más destacados del país. En sus palabras, el Museo Amparo fue su “séptimo hijo”. Su interés siempre fue el de difundir el arte nacional e internacional entre el público mexicano.

Fue gestora de proyectos de divulgación de la cultura, apoyó la publicación de numerosos estudios dedicados a la historia y el arte mexicano, como la investigación realizada al Mapa de Cuauhtinchan número 2, del siglo XVI, de la cual se publicó una obra en colaboración con la Universidad de Harvard y la Editorial New Mexico. Este documento representa una de las obras más importantes que la señora Espinosa Yglesias apoyó, debido a su interés por el arte prehispánico y los códices mexicanos.

Dentro de las obras de carácter social, se cuentan la creación de los Centros de Desarrollo Comunitario Roberto Alonso Espinosa, ubicados en Lomas de Chamontoya, Ciudad de México y en Zacatlán, Puebla; y la construcción de 215 casas para los damnificados de las inundaciones de 1999 a través del Consejo pro-reconstrucción de la vivienda de la Sierra Norte de Puebla.

La señora Espinosa Yglesias apoyó las obras de reconstrucción de edificios afectados por el sismo de 1999 en el estado de Puebla, como la Catedral Angelopolitana, el Templo de San Agustín y la Catedral de la ciudad de Tehuacán; asimismo, financió, a través de la Fundación Amparo, la restauración de una parte significativa de los murales del exconvento franciscano de Izúcar de Matamoros y la restauración del Teatro Principal de la ciudad de Puebla.

Su destacada labor fue reconocida por instituciones nacionales e internacionales, otorgándole numerosos premios y preseas como el IV Premio Iberoamericano a la Excelencia Educativa 2007, concedido en la ciudad de Panamá; así como el título de Doctor Honoris Causa y Magíster en Gestión Educativa. El último reconocimiento que se le hizo en vida, le fue concedido por la Secretaría de Turismo del Estado de Puebla, en el marco de la Celebración del Día Mundial del Turismo en septiembre de 2007.

Ángeles Espinosa Yglesias Rugarcía, mujer, hija, madre y abuela ejemplar, trabajadora incansable, ser humano generoso y sensible, dejó un recuerdo indeleble en la vida cultural del país, en la conservación y difusión del patrimonio cultural y en cada uno de los que tuvieron el enorme privilegio de comprender y compartir su propósito de vida.